• 200

    Días

  • 20

    Horas

  • 15

    Minutos

  • 30

    Segundos

domingo, 16 de diciembre de 2018

Con la mente ocupada

  Hace unos días escuché a alguien con influencia en esto de las redes sociales  e Internet que todo lo que publicáramos en lugares tan efímeros como Instagram deberíamos tenerlo también es nuestra web: El lugar que es nuestra casa y donde deberíamos tenerlo todo. 

 Por eso he dedicado un par horas esta noche a traerme todas la fotos que tenía en mi cuenta de Instagram aquí al blog (procurando publicarlas con su fecha de creación real). Lo he hecho por eso y por la necesidad de mantener mi mente ocupada y no pensar en otras cosas... Algún día os contaré una larga historia...

 Es cierto que podía haber aprovechado el tiempo y ponerme a escribir y avanzar con mis proyectos literarios, pero tengo la mente completamente saturada estos días y a veces es mejor no pensar en nada. Estas dos horitas han servido para eso. Me relaja hacer estas cosas, al igual que cuando estoy tonteando con Photoshop (ahora se me ocurre también que podría subir todas esas fotos con las que he jugueteado desde hace tantos años...)

Y es que corren tiempos difíciles.

Autorretrato en mi diario allá por 1989

No hay comentarios:

Publicar un comentario